Saltar al contenido

Data storytelling: ¿Otro instrumento en tu caja de herramientas?

Home > Blog > Data storytelling: ¿Otro instrumento en tu caja de herramientas?

La narración de datos es una metodología de moda para comunicar información, adaptada a un público específico, con una narrativa convincente. 

Normalmente, una buena historia de datos combina tres componentes principales: datos, imágenes y narración. Los componentes narrativos, que tienen que ver con el lenguaje sencillo utilizado para describir los datos, pueden considerarse como una forma de dar voz a los datos. 

Pero la narración de datos no es un concepto nuevo. Las empresas han comprobado su éxito, sobre todo cuando se trata de comunicar a un público menos experimentado y capacitado para identificar el “qué“ y el “por qué“ de los datos.

Hoy en día, los responsables de la toma de decisiones empresariales entienden los beneficios que los datos pueden aportar a su negocio. Después de determinar los KPI (indicadores clave de rendimiento) específicos del negocio, y de abordar los aspectos elementales como el ETL, la creación de “una versión de la verdad“, la seguridad, el cumplimiento de la normativa y la gestión de la nube, compondrán cuadros de mando que incluyan informes críticos para su proceso de toma de decisiones. 

Los responsables de la toma de decisiones totalmente orientados a los datos tienen esos datos implementados en sus cuadros de mando que les permitirán comparar diferentes escenarios y revisar las respuestas a las preguntas “qué“, “por qué“ y “cómo“. Estos responsables de la toma de decisiones no se beneficiarán de la narración de datos. Están en la cima de su juego y han dominado la habilidad de crear su propia narrativa para las decisiones críticas del negocio. Los datos contribuyen a mejorar la toma de decisiones, pero no pueden sustituir por completo la experiencia y las habilidades del responsable de la toma de decisiones.

La narración de datos es otro instrumento de su conjunto de herramientas cuando se comunica con audiencias menos experimentadas y capacitadas. Para estos públicos, como sus clientes y empleados, es potencialmente el último paso de su análisis de datos y posiblemente el aspecto más importante. Por ejemplo, empresas como Uber y Spotify han utilizado la narración de datos para comunicarse anualmente con sus clientes. Han convertido el recuento anual de los gastos, en una historia que explica el valor que han aportado a sus clientes.

Conclusión:

La narración de datos, es decir, la combinación de datos y elementos visuales con la comunicación humana para elaborar una narración atractiva, solo añade valor cuando es convincente y relevante para su audiencia. 

Escrito por

Arnoud Krom,
CEO
  • por